•   Principal  •   Fotos  •  Tu Cuenta  •  Foros  •
REGÍSTRATE AQUÍ GRATIS, solo faltas tú. No pierdas la oportunidad de formar parte de esta gran familia de pescadores submarinos, participando en los foros, mostrándonos las fotos de tus capturas y muchas cosas más... pero por favor, revisa antes nuestras normas.

BIENVENIDO, un saludo y buenas pescas.

Selecciona el texto y pulsa aquí para escucharlo
32.000 tiburones capturados en 3 meses (Ecuador)
De todo un poco
   
   Compartir esta noticia en Twitter

Desde agosto pasado en que entró en vigencia el Decreto 486, que permite la comercialización y exportación de aletas de tiburones capturados de forma incidental, se han desembarcado a lo largo de la costa del país unos 32 mil escualos, según estadísticas elaboradas por la Dirección General de Pesca.


El 80% de ese número de tiburones se desembarcó en la playa de Tarqui y en los muelles del puerto de Manta, en Manabí.

Casi todos los pescadores aducen que la captura de escualos se hace de forma no dirigida, ya que el aleteo es una práctica casi erradicada, según  autoridades, porque no se utilizan artes de pesca que tengan como objetivo principal la captura de los tiburones.  

El desembarco de especies marinas en la playa de Tarqui, en el norte de Manta, se inicia desde el amanecer con el arribo de decenas de camionetas que rodean  los cuerpos de tiburón que son apilados sobre la arena.

Luego empieza el regateo de las partes. Primero se comercializan las aletas que son separadas del cuerpo y trasladadas a los sitios (viviendas particulares o fábricas) en Manta, donde se le aplica un proceso de secado antes de la exportación.

La cadena incluye a pescadores, comerciantes y exportadores. Los primeros desembarcan los tiburones en las playas y luego deben buscar al inspector de pesca para que legalice la captura con la elaboración de una guía de monitoreo.

Este último documento, que incluye el número de tiburones capturados, es transferido después a los comerciantes y exportadores que se convierten en los posteriores portadores de las aletas. Ese es el procedimiento que se aplica desde que entró en vigencia en agosto el decreto 486 que permite la comercialización y exportación de las aletas de tiburón capturados de forma incidental.

Casi todos los pescadores en Manabí aducen que la captura de tiburón se hace de forma no dirigida, ya que el aleteo es una práctica casi erradicada según las autoridades, porque no se utilizan artes de pesca que tengan como objetivo principal la captura de los escuálidos.

“La venta de las aletas nos financia las faenas que debemos hacer para subsistir. Ese dinero lo usamos para la gasolina, el hielo y gastos de mantenimiento”, afirma Hernán López, un pescador del cantón Jaramijó.

Él dice que a partir de este mes (noviembre) se concentrará en la pesca del dorado que es la especie con mayor valor comercial de la época.

Augusto López, coordinador de la Federación Nacional de Cooperativas Pesqueras del Ecuador en Manta, cree que los controles deberían ser más exhaustivos en los barcos industriales que tienen mayor autonomía y artes de pesca más sofisticadas.

Mientras que el subsecretario de Pesca, Guillermo Morán, considera que la pesca incidental del tiburón está más controlada en esas embarcaciones y que más bien hace falta regular las capturas de los barcos artesanales.

Morán cree que la vigencia del decreto actual permitirá transparentar la comercialización y exportación de aletas de tiburón, aunque admite que los sistemas de control deberán mejorar de forma paulatina.

Desde agosto pasado hasta la fecha se han desembarcado a lo largo de la costa del país unos 32 mil tiburones, según estadísticas elaboradas por la Dirección General de Pesca. El 80% de ese número se desembarcó en la playa de Tarqui y los muelles del puerto de Manta.

A ambos lugares se asignaron dos inspectores de pesca de los 17 que se encargan de entregar las guías de monitoreo a lo largo de la costa.

“El sistema de monitoreo tiene el problema que los datos están dispersos porque hay zonas del norte de Manabí como el Matal, en Jama, donde solo tenemos a un inspector de pesca”, explica Morán.

El funcionario buscará configurar una red de cooperantes integrada por estudiantes universitarios y centros de investigación que se comprometan con la Subsecretaría de Pesca.

Las autoridades aducen que la pesca incidental del tiburón bordeaba el 20% del total de capturas que se hace en una faena de pesca, porcentaje que se mantiene según datos iniciales recopilados desde que entró en vigencia el decreto 486.

DETALLES: El escenario

Temporadas
La pesca incidental de tiburón se incrementa entre junio y octubre. A partir de este mes (noviembre) los pescadores cambian los anzuelos para la captura del dorado, lo que permite reducir la captura de tiburones, según la Subsecretaría de Pesca.

Cuerpo
El cuerpo del tiburón sin las aletas es comercializado y trasladado a las provincias de la Sierra para el mercado interno, donde lo consumen como si fuera corvina según pescadores y comerciantes mantenses.

Inspectores
Hasta diciembre se contratará a cinco inspectores de pesca, a más de los 17 que se encargan de entregar las guías de monitoreo para legalizar la pesca del tiburón. A lo largo de Manabí hay unos 25.000 pescadores.

Fuente: El Universo




   
   Compartir esta noticia en Twitter
Enviada el sábado, 03 de noviembre de 2007 a las 22:31:14


Comentarios de usuarios de Facebook




Comentarios de usuarios de la página


Sin Comentarios
No se permiten comentarios Anónimos, Regístrese por favor


Temas Asociados

De todo un pocoNoticias sobre pesca submarina

 
Votos del Artículo
Puntuación Promedio: 0
votos: 0

Por favor quédate un segundo y vota por este artículo:

Excelente
Muy Bueno
Bueno
Regular
Malo


Opciones

 Versión Imprimible  Versión Imprimible

 Enviar a un Amigo  Enviar a un Amigo